Más allá del Modelo de negocio Canvas

Si alguien te pregunta cuál es tu modelo de negocio, ¿qué contestarías? Es una pregunta que puede hacer titubear a más de una persona emprendedora, pero, ¿a qué se refiere?

El modelo de negocio es un concepto y a su vez una herramienta que ha ido evolucionando, en sus inicios se limitaba a saber cómo un negocio generaba dinero y cómo conseguía clientela. Actualmente va más allá, busca profundizar en las necesidades y perfil de la clientela y a partir de allí diseñar para las personas, ofreciéndoles un verdadero diferenciador.

El diferenciador es una propuesta de valor, complementándolo con elementos clave para que un negocio funcione. Existen diversas herramientas que puedes emplear para diseñar, analizar y planificar tu modelo negocio. Estas son las más representativas:

  • Modelo de negocio canvas. Es quizá la herramienta más conocida, aplicable a todo tipo de negocio y en cualquier etapa. Contempla elementos base para que un negocio cree valor, analizando nueve bloques: segmento de mercado, propuesta de valor, canales, relación con clientela, fuentes de ingresos, actividades, recursos clave, socios clave y estructura de costos.
  • Lean Canvas. Emplea la metodología Lean Startup y se recomienda para negocios nacientes. Se centra en crear ideas nuevas para generar un prototipo que se pruebe en un mercado real, por lo que requiere ser actualizado en cada validación. Los elementos que examina son: segmento, 3 problemas centrales, propuesta única de valor, solución, canales, flujo de ingresos, estructura de costes, métricas clave y ventaja competitiva.
  • Social Lean Canvas. Es una adaptación del Lean Canvas diseñado para emprendimientos sociales, aquellos cuyo principal objetivo es lograr impacto y la transformación social. Algunos de los elementos importantes son: el objetivo y el impacto social o ambiental que se busca lograr, los recursos, socios y actores clave. Además, responde las preguntas: ¿qué se va a hacer con los beneficios del emprendimiento? y ¿dónde y cómo se van a invertir?

Adicionalmente existen otros modelos más especializados, tales como el Modelo de negocio canvas para organizaciones de arte y cultura que se divide en cuatro grandes áreas:

  • Nuestro propósito
  • Nuestra gente
  • Nuestro trabajo
  • Nuestros ingresos.

O como el Canvas con Misión, adaptación de la modelo orientada a organizaciones sin fines de lucro y gobierno.

Estas son algunas herramientas que puedes usar para fortalecer tu emprendimiento. La elección de cada una dependerás del perfil y giro de tu negocio, pero recuerda que tener un modelo de negocio, no es una varita mágica que asegura el “éxito” de este, pero sí dará mayor certeza de la visión que se persigue con un emprendimiento.

Ahora que ya conoces algunos de los modelos de negocio que hay, ¿cuál has usado o usarás en tu negocio? ¡Cuéntanos en los comentarios!

1 Response

Leave a Reply